Hamburguesa de garbanzo y cacahuete

Con una legumbre, unas hortalizas, y una especias puedes cocinar platos nutritivos y sabrosos como esta hamburguesa de garbanzo y cacahuete, acompañada de cebolla tierna asada y mermelada de tomate. Para tomar sola, o con un pan integral de hamburguesa.

Las legumbres son fuente de proteína, además de muy útiles y versátiles a la hora de planificar tus menús. Junto a los cereales del día consigues una proteína de alta calidad biológica, sin nada que envidiar a las proteínas de la carne. Esta otra hamburguesa de alubias también queda perfecta.

PUBLICIDAD

Tiempo aproximado de elaboración: 20 minutos

Preparación: 5 min

Elaboración: 15 min

Ingredientes (4 raciones)

  • Garbanzos cocidos, 400 gr (secos, 150 gr)
  • Cacahuetes crudos, 100 gr
  • Ajo, 10 gr
  • Perejil fresco, 4 ramitas
  • Comino molido, 1 c/c
  • Cebolla, 100 gr
  • Hojas de rúcula

Para la mermelada de tomate

  • Tomates de pera maduros, 400 gr
  • Miel de tomillo, o tu preferida, 1 c/s
  • Zumo de medio limón o de lima
  • Pimienta negra recién molida, c/n

Nota: las cantidades se refieren siempre al alimento neto, sin desperdicio

Abreviaturas

C/s = cuchara sopera; c/c = cuchara de café; c/n = cantidad necesaria o suficiente

Elaboración de la hamburguesa de garbanzo y cacahuete

Preparación

  • Si empleas garbanzos secos, enjuágalos y ponlos en agua, mínimo 12 horas. Cuécelos en su agua de remojo (en una olla súper rápida durante 7 minutos), con un poco de sal. Una vez cocidos, escúrrelos. Reserva un poco del agua de cocción aparte.
  • En el caso de que uses garbanzos cocidos en conserva, escurre y enjuaga.
  • Limpia la cebolla, el ajo y lava las hojas de perejil. Lava los tomates y haz el zumo de limón.

Elaboración

  1. Como los cacahuetes tienen más sabor tostados, los puedes picar y tostar, o puedes tostar y picar después. Como prefieras. Hazlo en una sartén antiadherente, o en el microondas a máxima potencia y destapados. Reserva.
  2. Ralla los tomates, ponlos en un cazo y añade la miel y el limón; cuece a fuego lento hasta que tenga consistencia de mermelada. Unos minutos antes de apartarla del fuego añade la pimienta recién molida.
  3. Si no has picado los cacahuetes antes de tostarlos, hazlo ahora, junto al ajo y perejil. Usa un procesador de alimentos, o un mortero. Si ya estaban picados, pica el ajo y el perejil.
  4. Tritura o machaca los garbanzos cocidos con el comino. Une los cacahuetes, el ajo y el perejil; mezcla bien, para conseguir una masa homogénea y manejable. Si es necesario añade unas cucharadas de agua de cocción que habías reservado.
  5. Corta la cebolla en aros y ponla en una sartén antiadherente untada de aceite de oliva. Asa la cebolla a fuego lento hasta que se dore.

 Final y presentación

  • Haz hamburguesas con la masa de garbanzo y cacahuete que tienes reservada: forma primero una bola y luego aplástala, así resulta muy fácil. Puedes hacer dos hamburguesas por ración, que se manejan mejor, o puedes hacer una más grande.
  • En la misma sartén antiadherente de asar los aros de cebolla, pon las hamburguesas para hacerlas a la plancha, a medio fuego. Deja que se doren por un lado y luego por otro. Con un par de minutos será suficiente.

A la hora de servir, coloca las hamburguesas sobre unas hojas de rúcula y acompaña con unos aros de cebolla y una cucharada de mermelada de tomate. La mermelada puedes servirla en un cuenco aparte.

También la puedes servir en pan de hamburguesa un poco tostado, mejor si es pan integral. Si te gusta hacer pan, puedes elaborar unos panecillos integrales para la ocasión.

¡Que disfrutes!

¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
0 votos
Cargando…

Artículos Relacionados