Calabacín y shiitake salteados con aceite de sésamo

El calabacín y shiitake salteados te pueden servir como un primer plato o como guarnición para acompañar a cereales, carne o pescado. Es muy fácil de elaborar, se hace en un momento.

Aunque los hongos shiitake aportan un sabor y textura diferentes a los champiñones, si te resulta difícil conseguirlas, puedes sustituirlas por alguna variedad de hongos que te guste, o te resulten más asequibles. Muy importante, que sean bien frescos.

PUBLICIDAD

También puedes emplear shiitake secas. Solo tienes que hidratarlas, durante unas horas, para poderlas cocinar; y utilizar el agua para una sopa u otra preparación

Con respecto al calabacín, es una hortaliza que no necesita mucho cocinado, un simple salteado, para que quede al dente. De esta manera conserva mejor sus propiedades nutricionales y organolépticas (sabor, color, etc.). Por supuesto, puedes sustituir el calabacín por unos tirabeques, guisantes, frescos, etc.

Tiempo aproximado de elaboración: 15 min

Preparación: 5 min

Elaboración: 10 min

Ingredientes (4 raciones)

  • Calabacín, 500 gr
  • Shiitake, 200 gr
  • Aceite de oliva virgen extra (AOVE), 30 gr (3 c/s)
  • Aceite de sésamo, 15 gr (3 c/p)
  • Salsa de soja, 20 gr (2 c/s)
  • Shichimi togarachi*, c/n (optativo)

* Mezcla picante de especias, típica de la cocina japonesa. Puede haber diferentes mezclas, como pasa con el curry, pero suelen ser 7 ingredientes, entre ellos, semillas de sésamo, corteza de mandarina, o naranja, tostada, pimienta japonesa, guindilla, jengibre y alga nori.

Abreviaturas

C/s = cuchara sopera; c/p = cuchara de postre; c/n = cantidad necesaria o suficiente

Elaboración de calabacín y shiitake salteados

Preparación

  • Lava el calabacín, pesa. Limpia las setas con un paño húmedo o papel de cocina.
  • Corta el calabacín longitudinalmente en dos mitades, y haz láminas, no muy finas. Corta en láminas del mismo grosor, aproximadamente, las setas.
  • Mide el AOVE y la salsa de soja.

Elaboración

  1. En un recipiente de fondo grueso, pon el aceite a calentar a medio fuego. Cuando esté caliente, añade las shiitake, saltea durante un par de minutos. Incorpora el calabacín, y saltea otro par de minutos.
  2. Seguidamente añade la salsa de soja y el shichimi, baja el fuego y deja un minuto más. Unos momentos antes de retirar del fuego  agrega el aceite de sésamo, mezcla y retira de fuego.

Final y presentación

Sirve el calabacín y shiitake caliente, en el momento de retirar del fuego. Puedes ponerlo en un bol con unas semillas de sésamo tostadas por encima.

Con un huevo asado, o escalfado, por encima, puede resolver una cena.

También puedes tostar unas rebanadas de pan integral y servir sobre ellas la mezcla de calabacín y setas.

¡Que disfrutes!

¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
0 votos
Cargando…

Artículos Relacionados