Verduras congeladas, la alternativa perfecta a las verduras frescas

Las  hortalizas y verduras congeladas tienen una calidad nutricional y organoléptica (sabor, color, etc.) muy parecida a la de las verduras frescas. Por eso, son la alternativa perfecta a las verduras frescas.

Puedes sustituir una ración de hortalizas o verduras frescas por una ración de congeladas y tu comida seguirá siendo igual de saludable.

Por qué las verduras congeladas mantienen su calidad nutricional

Las verduras y hortalizas recolectadas se someten de forma inmediata a un procesado en el que:

  1. Son limpiadas de partes no comestibles y luego lavadas.
  2. Se escaldan para matar microbios e inactivar las enzimas que favorecen su deterioro (enzimas que producen pardeamiento, y así mantienen el color).
  3. Son ultracongeladas a -20º C: con ello se suspende toda actividad que pudiera alterar la verdura fresca.

Gracias a este procesado con ultracongelación, las verduras mantienen casi intactas sus cualidades nutricionales y organolépticas.

¿Cómo mantener la calidad de las hortalizas y verduras congeladas?

  1. Manteniendo la cadena de frío: Las bolsas o paquetes que tienen escarcha o los que tienen las piezas hechas un bloque (judías, guisantes) han sufrido alteraciones en la cadena de frío.
  2. Al hacer la compra, cogiendo los congelados en último lugar
  3. Utilizando bolsas especiales o térmicas.
  4. Guardando inmediatamente las verduras congeladas en el congelador al llegar a casa.
  5. No volviendo a congelar una vez descongeladas.
  6. Comprando productos dentro de la fecha de consumo preferente.

¿Por qué debes tenerlas siempre en casa?

  1. Están listas para utilizar. Puedes cocinarlas directamente.
  2. Son verduras y hortalizas de buena calidad y buen precio. Aunque puedan parecer más caras, como las verduras congeladas vienen limpias y cortadas, no tienen desperdicios: sólo pagas la parte comestible.
  3. Las verduras congeladas te facilitan ingerir diariamente al menos dos raciones de verduras y hortalizas, como recomienda la OMS (Organización Mundial de la Salud) en su programa Cinco al Día. También se recomienda en la Pirámide de la Dieta Mediterránea y en la Pirámide de la alimentación Saludable de la SENC (Sociedad Española de Nutrición Comunitaria).

¿Cómo utilizar las hortalizas y verduras congeladas en la cocina?

Según el plato que vayas a preparar, será o no necesario que las descongeles previamente:

  • Para cocinar un plato de verduras salteadas, es mejor descongelarlas en el microondas o en muy poca agua (que puedes guardar).
  • En un guisado se ponen directamente y tampoco se descongelan para preparar un arroz con verduras como éste:

Arroz con hortalizas congeladas elaborado en olla super rápida

Esto no quiere decir que puedas sustituir sin más los vegetales frescos por los congelados:

Es recomendable comer verduras frescas diariamente, al menos una ración  que puede ser una ensalada, gazpacho, etc.

Pero sí puedes decir que son de gran ayuda para poder comer verduras y hortalizas siempre que quieras.

Si te ha parecido interesante este artículo y quieres hacer un mejor aprovechamiento de la cocina, te recomiendo que consultes también nuestro artículo sobre legumbres congeladas.

¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
9 votos
Cargando…

Artículos Relacionados