Bocaditos de Bizcocho y Fruta

El “bocadito” de bizcocho y fruta sirve como un postre o un pequeño dulce para el momento del café o del té.

Lo ideal para preparar estos bocaditos con fruta es tener en casa bizcocho casero, aunque sean restos un poco secos.

También es una manera de reducir los dulces que se toman como postre o en otros momentos del día: se reduce a la mitad la porción de bizcocho, que se compensa con fruta.

Si el bizcocho lo has elaborado con poco azúcar (o sin ella) y con harina integral será más saludable.

No obstante, al sustituir parte del bizcocho por fruta ya estarás reduciendo la cantidad de azúcar que ingieres.

Cómo hacer bocaditos de bizcocho y fruta

Son fáciles de preparar, sólo tienes que disponer de:

  • Unas cápsulas de papel de tamaño pequeño, un poco mayores que los que se usan para las trufas de chocolate.
  • Bizcocho o magdalenas caseros.
  • Fruta de temporada. En primavera las fresas son ideales.

Montaje de los bocaditos

  1. Coloca en una bandeja de 4-6 cápsulas de papel por ración.
  2. Trocea el bizcocho de tal forma que pueda sobresalir un poco del borde de la cápsula de papel.
  3. Si la fruta que utilizas es la fresa o el fresón debes lavarla y retirar el tallo. Escúrrelas y seca con papel de cocina porque deben quedar bien secas.
  4. Dependiendo del tamaño de las fresas podrás ponerlas enteras o cortadas en dos, a lo largo.
  5. Deja todo preparado en su plato hasta el momento en de servirlos.
  6. Entonces, ese momento, colocas un trozo de bizcocho y una fruta dentro de cada cápsula de papel y las dispones en un plato o bandeja vistosos para sacar a la mesa.

Comentarios

Puedes utilizar cápsulas de papel de diferentes colores o de papel metalizado para hacer el plato más divertido y llamativo a la vez que apetitoso.

Las frutas del bosque son una buena opción pero con dados de melocotón, melón, uvas, o kiwi también quedan estupendos.

Tambien puedes hacer bocaditos variados, unos con una fruta y otros con otra. También estaría bien: el trocito de bizcocho con dos o tres trocitos de diferentes fruta en la misma cápsula.

Sobre las fresas

La primavera es la temporada de las fresas y los fresones y puedes aprovechar para tomarlos en diferentes preparaciones: ensaladas, como guarnición de pescado, mermelada, pasteles, batidos, etc.

Estas frutas son muy apreciadas por su aroma, sabor y color pero tambien son muy perecederas debido a su estructura delicada y tierna.

Las fresas y fresones son frutas climatéricas. Y para conservarlas bien debes ponerlas en el frigorífico o en un sitio fresco, oscuro y ventilado; esparcidas, sin retirar el tallo y cubiertas con papel, que las protege pero ventilan.

Si las conserva de esta manera podrás consumirlas durante 4-5 días, siempre que nos las hayas adquirido muy maduras que deberías consumirlas antes.

¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
2 votos
Cargando…

Artículos Relacionados