Pollo con Col y Patata al Pimentón de la Vera

Elabora un plato de pollo con col y patata cuando quieras comer un único plato pero completo: carne, hortalizas, patatas, aceite.

Es un plato muy sencillo y económico pero nutritivo y sabroso.

Estos alimentos juntos aportan proteínas de alta calidad, hidratos de carbono complejos (si las hortalizas se dejan al dente), grasa insaturada, minerales y vitaminas.

Para realzar el sabor y aroma de esta comida añade pimentón de la Vera que le aportará un toque ahumado.

También, puedes añadir alguna hortaliza más: zanahoria, berenjena, etc.

Además, es una receta rápida de cocinar aunque no utilices una olla súper rápida.

Tiempo aproximado de elaboración: 30 min

  • Preparación: 10 min
  • Elaboración: 20 min

Ingredientes (4 raciones)

  • Pollo sin piel ni huesos, 500 gr
  • Patatas, 500 gr
  • Col (repollo, berza), 400 gr
  • Zanahorias, 100 gr
  • Ajos, 60 gr (6 dientes)
  • Pimentón de la vera, dulce o picante según gusto, 1 c/c
  • Aceite de oliva (AOVE), 5 c/s (50 ml)
  • Vino blanco seco, 50 ml
  • Agua, 50 ml
  • Sal y Pimienta negra recién molida, c/n
  • Cebollino picado (optativo), 1 c/s

Nota: las cantidades de los ingredientes son en limpio: sin piel, huesos etc.

Abreviaturas

c/n = cantidad necesaria, c/c = cuchara café, c/s = cuchara sopera; AOVE = aceite de oliva virgen extra

Elaboración de pollo con col y patata al pimentón

  1. Pela, lava y pesa las hortalizas y patatas.
  2. Corta en dados de tamaño bocado las patatas y las zanahorias. Haz tiras finas el repollo y lamina los ajos. Reserva.
  3. Limpia de ternillas y grasa el pollo, pesa y corta primero en tiras y luego en dados. Reserva.
  4. En la olla súper rápida, calienta el aceite a medio fuego, fríe los ajos y reserva.
  5. En ese aceite, saltea los trocitos de pollo y retira cuando estén dorados; dora las patatas y las zanahorias.
  6. Añade el repollo, mezcla con las patatas y zanahorias y pon el pimentón, rehoga unos instantes e incorpora rápidamente el vino y el agua (para que el pimentón no se queme).
  7.  Mete en la olla los ajos fritos y el pollo salteado; añade pimienta negra molida y la sal, remueve bien y rectifica de sal o/y  pimentón si fuera necesario.
  8. Tapa la olla con su tapa a presión, pon el fuego alto hasta que aparezcan las dos rayitas, entonces, baja el fuego al mínimo y cuece durante 1 minuto. Deja enfriar la olla y cuando bajen las rayitas la abres.

En otro tipo de olla o cacerola, vigila el tiempo para que no se cueza demasiado: las verduras deben quedar al dente y el pollo jugoso.

Y, si quieres que el plato sea caldoso debes añadir más agua.

Emplatado

Sirve caliente, con cebollino picado por encima.

También puedes poner un poco de sésamo tostado por encima y está muy rico.

¡Que disfrutes!

¿Qué te ha parecido?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
1 votos
Cargando…

Artículos Relacionados